Provinciales

RESERVA ECOLÓGICA AGUARÁ AMPLÍA SERVICIO ECOTURÍSTICO Y PRESENTÓ NUEVO SUM ESTE VIERNES

El Centro de Recuperación de la Fauna Silvestre de la provincia de Corrientes, denominado Aguará, forma parte del Complejo Ecológico Correntino que alcanza las 32 hectáreas y alberga a más de 150 ejemplares de animales. Se encuentra ubicado en Paso de la Patria por el kilómetro 20 -camino ripiado- yendo por Ruta Nacional 12.

El centro depende del Ministerio de Turismo de la Provincia, junto con la Dirección de Parques y Reservas y la Dirección de Recursos Naturales, este viernes inauguró un Salón de Usos Múltiples con presencia de autoridades provinciales.

“Es un lugar destinado para que pronto podamos recibir a los correntinos, a los turistas para poder posicionar al centro de conservación como un producto ecoturístico para ofrecer en la provincia y brindar visitas informativas y educativas sobre lo que es el cuidado y protección de nuestra fauna nativa” explicó a la 88.3 RADIO CIUDAD una de las responsables del lugar, Catalina Mancedo.

El Centro de Conservación Aguará funciona desde 2013 en la provincia, dependiendo del Ministerio de Turismo. Allí se realizó la reubicación de los animales que se encontraban en el zoológico de la costanera, pasando del concepto de zoológico al de centro de rehabilitación de especies, siendo la primera provincia del país en hacerlo.

En ese sentido, dentro de la política de preservación que lleva adelante la Dirección de Recursos Naturales, esta es una faceta importante en la cual se vuelcan los recursos para cuidar y reintroducir a las especies de animales de nuestra provincia.

“La idea es que, con este nuevo SUM, cuando las condiciones sanitarias sean óptimas, ya que también se lo piensa como un punto turístico de la provincia, se contribuya a la educación ambiental y a la concientización de la importancia que tiene la fauna silvestre en el medio ambiente” dijo.

Actualmente trabajan en el lugar voluntarios de carreras afines como veterinarios y biólogos que se encargan de la alimentación y estímulos necesarios para que los animales lleven una vida lo más acorde posible a su ambiente natural, mediante el cuidado y mejora del bienestar psicológico y físico de los animales en cautiverio.

En el lugar se encuentran hoy en día cerca de 150 ejemplares de diferentes especies, que en su mayoría fueron rescatados y esperan ser liberados nuevamente.

Actualmente trabajan en proyecto de reintroducción del guacamayo rojo que son liberados en el gran Parque Ibera. En el lugar también se encuentra Tobuna, el primer yaguareté hembra que fue donada en su momento por la Fundación Rewilding Argentina y la nutria gargantilla gigante, una especie que se creía desaparecida.

Subir