Provinciales

Alberto y Valdés coincidieron en integrar al norte para lograr un país federal

El presidente Alberto Fernández y el gobernador Gustavo Valdés coincidieron en alcanzar la unidad y la integración del norte argentino para lograr un país federal en el acto de conmemoración a San Martín.

El presidente Alberto Fernández encabezó este jueves en la localidad correntina de Yapeyú el acto de conmemoración del 243° Aniversario del nacimiento del General José de San Martin junto al gobernador Gustavo Valdés, quienes coincidieron en  alcanzar la unidad y la integración del norte argentino para lograr un país federal.

En el evento participaron también la intendenta local Marisol Fagundez y  los gobernadores del Norte Grande: Oscar Herrera Ahuad (Misiones), Raúl Jalil (Catamarca); Jorge Capitanich (Chaco); Gildo Insfrán (Formosa); Gerardo Morales (Jujuy); Ricardo Quintela (La Rioja); Gerardo Zamora (Santiago del Estero); Juan Manzur (Tucumán), y el vicegobernador Antonio Marocco (Salta).

Al momento de su discurso, el gobernador Valdés sostuvo que “han pasado 200 años y los representantes del interior seguimos bregando para la construcción de un país genuinamente federal. La patria nos exige valentía y compromiso para salir adelante de una situación compleja y tenemos que estar a la altura de las circunstancias”.

En este sentido, el mandatario provincial dijo que “tenemos que dejar de lado las diferencias porque los problemas que nos afligen son graves: por un lado la pandemia y, por otro lado, una crisis económica que no es de hoy; pero se agravó por la pandemia y tiene sumida en la desesperanza a muchos compatriotas”.

Gustavo Valdés destacó en su alocución los tres objetivos puestos desde el comienzo de la gestión de su Gobierno, “que fijaron el rumbo que seguimos: impulsar el desarrollo, modernizar nuestra provincia y trabajar en la inclusión de todos“.

“Traigo nuevamente a colación estos tres ejes porque son compatibles con la reunión de gobernadores del Norte Grande: el desarrollo será el fruto del esfuerzo conjunto del sector público y del sector privado. Desde el Estado tenemos la obligación de generar las condiciones para que haya inversión y el sector tiene que ver oportunidades de negocio para convertirlas en proyectos exitosos que generen trabajo para nuestra gente, recaudaciones impositivas para brindar más y mejores servicios, exportaciones que nos provean de los dólares que necesitamos y como corresponde una ganancia que tiene que ser justa y razonable para los empresarios”, continuó.

A su vez, Valdés dijo que “tenemos que tener un Estado fuerte y empresas fuertes para construir una Nación más libre y soberana. Cuando decimos generar condiciones para invertir hablamos de rutas para la logística, energía para alimentar fábricas, telecomunicaciones para conectarnos con el mundo, parques industriales para radicar empresas; pero también nos referimos a otras cuestiones, quizás intangibles pero igual de importantes como son: educación para formar mejores ciudadanos, salud y alimentación para tener una población más sana, cultura que es parte del desarrollo porque la sociedad es más rica y creativa cuando su gente accede a la cultura”.

“Nos referimos al desarrollo pero con una visión humanista, amplia e integral. Cuando hablamos de modernización es por la incorporación de tecnología en todas las áreas; pero también es generar energías limpias como venimos haciendo con el Gobierno nacional para cuidar el medioambiente, con las plantas de biomasa que se están instalando en Corrientes o reintroducir especies que se extinguieron”, señaló.

“Otro ejemplo importante de desarrollo y modernización lo vimos el año pasado, cuando no fue posible dictar clases presenciales en las escuelas de todo el país. Hay enormes extensiones en las que hoy no hay señales de celulares o que no hay conectividad, lo que constituyó un serio problema para garantizar el aprendizaje de nuestros niños” por lo que “es importante que hagamos el esfuerzo de regresar a la presencialidad porque los problemas que mencioné siguen vigentes y significan una gran merma en la educación de miles de chicos”, indicó el mandatario provincial.

Sobre la inclusión, el gobernador Valdés consideró que “tenemos que incluir a los más pobres, a los que no tienen trabajo, los que tienen trabajo en negro, los que no tienen acceso a una vivienda digna, a los servicios de calidad; como sucede en esta parte del Norte Grande, que no tenemos gas natural y que es tan necesario para las industrias y para los hogares, es una forma de incluir y de generar igualdad de oportunidades”.

“Del mismo modo, la inclusión debe contemplar la plena vigencia de igualdad de derechos, de las mujeres que representan al más del 50 por ciento de la población y, sin embargo, siguen estando postergadas y son víctimas de violencia de género”.

Además, Valdés hizo hincapié en la formación de los jóvenes, que “es otra de las muchas batallas que tenemos que dar, es la batalla que vale la pena. La educación es la mayor oportunidad para millones de jóvenes argentinos”. En ese sentido, resaltó que “no queremos más que nuestros comprovincianos sigan emigrando a Buenos Aires para estudiar, trabajar y buscar un futuro mejor. Queremos ser tenidos en cuenta, queremos para nuestra gente los mismos derechos que el resto de los habitantes del país; porque como digo siempre: Corrientes somos todos y Argentina somos todos”.

“Con todos ellos tenemos un gran compromiso que conlleva un gran desafío por delante, son las nuevas cordilleras que tenemos que cruzar como lo hizo San Martín, que puso inteligencia, coraje y corazón para superar los problemas y, de esa forma, nos legó a todos los argentinos un futuro mejor”, concluyó Gustavo Valdés.

Discurso de Alberto Fernández

En concordancia con lo expresado por el gobernador Gustavo Valdés, el presidente Alberto Fernándezremarcó la importancia de lograr la unión, la igualdad y la integración de las provincias del norte argentino para lograr el federalismo. También hizo referencia a las vacunas que llegan al país para superar la pandemia de coronavirus.

“A nosotros nos toca enfrentar un mundo muy egoísta, donde el 10 por ciento de los países concentra el 90 por ciento de las vacunas existentes; pero no bajamos los brazos, seguimos buscándolas. Están llegando hoy un millón de vacunas chinas y el fin de semana seguramente tendremos más que la Federación Rusa nos está dando. Recibiremos más en cuanto comience marzo de las vacunas de AstraZeneca”, sostuvo el mandatario al inicio de su discurso.

“Y a nosotros nos maltratan, primero me dijeron que traía una vacuna que era veneno y ahora parece que todos quieren envenenarse, pero no importa, cuando quieren hacerme claudicar yo pienso en San Martín, no voy a ser nunca como él pero quiero que algo de él me inspire”, manifestó y recordó la carta enviada al exgobernador santafesino Estanislao López:“Unidos somos invencibles. Esa unidad supone darnos cuenta de las asimetrías y de las injusticias que vive la Argentina”.

“El gobernador (Valdés) hizo mención, con toda la razón, a la importancia de recuperar a la educación en la Argentina. Cuando uno habla de educación está hablando de futuro; porque las sociedades ricas son las sociedades que desarrollan inteligencia y la pandemia nos demostró el nivel de desigualdad que hay en nuestro país”, prosiguió Fernández.

“Tiene razón lo que dice el gobernador, la conectividad de internet se ha desarrollado pero donde es negocio, donde no lo es no se ha desarrollado del mismo modo y con eso negamos a miles de pequeños argentinos de poder aprender”, agregó.

En esa línea, el presidente resaltó: “Cuando uno dice frente a semejante dato que la conectividad debe dejar de ser un negocio privado y ser un servicio público hay algunos sinvergüenzas que se animan a cuestionarlo. Yo tengo vergüenza y no voy a dejar que los chicos argentinos no tengan educación para que hoy algunos hagan los mejores negocios. Los mejores negocios de unos pocos es el dolor de millones de argentinos”.

“No debemos dejar que eso ocurra, porque si lo dejamos el norte argentino seguirá sumido en la postergación en la que está. Parte de un país en la que el centro concentra la riqueza y distribuye pobreza al norte y al sur. Nadie quiere a esa Argentina, y el norte ha sido una y otra vez olvidado. El olvido genera consecuencias, como las que el gobernador Valdés ha dicho”, destacó.

Por último, el presidente Fernández expresó: “No quiero ver emigrar a mas chicos de Yapeyú para buscar suerte en Buenos Aires, quiero que en Yapeyú que tengan la conectividad necesaria porque hoy internet es lo que fue la biblioteca en el siglo XX y XIX, que tengan educación, q sus padres y abuelos tengan la salud pública que merecen, que aquí encuentren trabajo, que vivan felices de haber nacido en Yapeyú, que construyan sus familias, disfruten de su tierra felices después de haber vivido en ella”.

“Pero eso no lo vamos a hacer si a la Argentina no la integramos definitivamente, eso es un país federal. El federalismo no se reclama, el federalismo se hace”, cerró.

Subir